Libro de notas

Edición LdN
Una ventana en la escalera por Eduardo Bauta

Eduardo Bauta es arquitecto y por ello escribidor. Colaboró en Almacén con Opus Incerta. Una ventana… dejó de actualizarse en junio del 2005.

Los pájaros seguirán llorando

Empezaré haciendo publicidad de mi mismo.
Estos días he recordado una de aquellas piedras con las que intentaba construir una obra incierta . En ella apuntaba hacia la oportunidad perdida por parte de la ciudad de A Coruña al dejar que se escapara Jean Nouvel sin levantar su palacio de congresos en favor de la propuesta, bastante más aburrida, de César Portela.

Esta vez me toca reconciliarme con un arquitecto para mi amado/odiado, venerado/repelido, con César Portela, otra de mis personales contradicciones.

Recientemente el despacho de César Portela fue requerido por la promotora-constructora Lar para el desarrollo de una pieza de extraordinario valor urbanístico en su ciudad natal, Pontevedra. El área a ordenar la antigua ubicación de la fábrica de tableros de aglomerado de Tafisa. Como en tantos casos se trata de una de esas oportunidades que los obsoletos equipamientos industriales están brindando a las ciudades que los acogieron durante los desarrollistas años 70. Habitualmente son amplias piezas que de una forma u otra han frenado el desarrollo de las ciudades en las que se implantaron debido no sólo a su compleja reubicación sino también a la dificultad de dar con una respuesta capaz de dotar de coherencia esas grandes bolsas de suelo dentro de un magma urbano que ha acabado por distribuirse a su alrededor. Tenemos ejemplos de grandes aciertos en los que ha intervenido directamente la administración como en Bilbao o en Barcelona, incluso A Coruña, con todo.

La crítica general suele llegar siempre cargada con los mismos términos, especulacion, la fuerza del capital, los que mandan, bolsillos llenos, etc. afortunadamente el tiempo juega siempre en favor de la arquitectura y la ciudad, tanto para la buena como para la mala.

En esta ocasión la ciudad (Pontevedra) se juega la oportunidad de recuperar el borde de una ría a la que siempre ha dado la espalda, la ocasión de esponjar un tejido denso que se ha mostrado inhumano y axfisiante. La ciudad encontraría una vía de escape hacia la ría con una pauta sensible a su tiempo, con una ordenación que no pretendo juzgar en términos estéticos ni de ordenanzas (el escudo del ignorante), sólo quiero aprovechar que me he subido a la escalera para gritar por la ventana que no se puede perder esta oportunidad.

La propuesta de César Portela responde a una manera moderna de ver la ciudad, su ciudad para más, entendiendo la modernidad como una manera de ver hacia el futuro y de hacer que la ciudad mire hacia el futuro. Portela plantea un crecimiento en base a bloques exentos, en la línea a esperar de un arquitecto que ha bebido como él la reflexión crítica del movimiento moderno. Bloques que surgen en la hierba, en el espacio público que al fin es el que define la ciudad. Su lectura de la ciudad sirve de base para un proyecto comercial por lo que tiene de encargo privado que ha de venderse pero también plantea una manera de entender la ciudad más allá de una visión matemática (que no se abandona) que se escuda en metros cuadrados construidos cuando no encuentra argumentos de talla con los que rebatir una ordenación inteligente y seria.

Frente a la propuesta de Portela el ayuntamiento ha presentado una alternativa a la promotora. Intentaré medir la crítica.
Basura!!. Si, creo que la he medido. No puedo contener mi desaliento. Frente a una ordenación de espacios el ayuntamiento a través de sus politicos técnicos ha planteado una ordenación de manzana cerrada que aglutine la edificabilidad permitida. Triste ordenación la que no ordena.

Frente a una manera de entender la ciudad como un espacio abierto y de comunidad, que parecería responder mejor a un ayuntamiento progresista se plantea una estructura de ciudad cerrada y retrógrada, una manera de explicitar la ignorancia sobre lo que es la ciudad, se plantea una pieza opaca, que de nuevo cierra la posibilidad de abrir la ciudad a la ría y cuyo único mérito es responder milimétricamente a las superficies demandadas (algo sencillo con cualquier calculadora).

De nuevo, como hicieran con Alejandro de la Sota al destrozar remodelar el Pabellón de Deportes, la ciudad de Pontevedra perderá la oportunidad de demostrar que valora a sus hijos, a pesar de que sean arquitectos.

Eduardo Bauta | 24 de noviembre de 2004

Comentarios

  1. Cayetano
    2004-11-26 20:43 Sobre Hijos de una Ciudad. Curiosas coincidencias, tambien en Pais Vasco se ignoran otros proyectos Tambien protestas, o si se prefiere, opiniones encontradas con el colegio de arquitectos local.¿Se les consulta?. Poco o nada, lo que en realidad se necesita es Arquitectura Espectáculo que revalorice el suelo.Después los Hijos de la Ciudad en un costado o al lado pueden ir haciendo la masa o acarreando ladrillos, actividad honesta aunque poco valorada.
  2. Bauta
    2004-11-27 03:51 Tradicionalmente la ciudad se ha construido alrededor de hechos significativos, espectáculos como dices Cayetano.
    El problema viene no cuando el proyectado espectáculo es “feo” el problema llega cuando es un fuego de artificio que no sirve mas que a la gloria del encargante o del proyectista. Paco Vázquez en A Coruña sabe mucho de esta manera de no-construir ciudad.
    Si el museo de Bilbao gusta mas o menos no es realmente importante, lo importante es que supone la guinda de un plan que revoluciona la ría y la hace humana. Personalmente prefiero la debacle de Soriano en el Euskalduna o el metro de Foster.
    Sin embargo la ciudad se cuece en las cocinas modestas, fuera de los circuitos de los gourmets, eso no es excusa para que la comida de todos los días tenga su punto de sal o esté bien cocinada, y resulta que pasa, que a la comida le falta sal porque alguien ha decidido que es mas rentable que comamos en platos de cartón y con cubiertos de plástico.
    Cada vez que viajo a Portugal envidio su nivel medio, me parece que nos llevan años luz en cuanto a construir ciudad. La calidad media de la arquitectura (no de la construcción) es infinitamente superior a la calidad media española.
    Poco tiene de importante que alguien salga beneficiado de una operación urbanística si quien mas se beneficia es el común. Poder ver a Modiglianni o a Serra a diario a mi me compensaría, y a ti Cayetano, aunque no sea suficiente.
  3. Bauta
    2004-11-30 23:55 La Voz de Galicia
  4. Cayetano
    2004-12-01 19:42 Estimado Bauta, gracias por comentario adicional y enlace, la información ayuda a formar opinión. Sin embargo creo que me faltan datos, tanto de lo que ocurre en Galicia como de lo que se cuece en urbanismo en Bilbao (sirva añadir, Valencia, Barcelona, Sevilla, Madrid, Teruel …). Apunte rápido, no soporto ciudad y he aguantado Madrid, Barcelona, Bilbao. Quizás Amsterdan, de otra ciudad que conozco y Vitoria-Gazteiz, sean los modelos más humanos (por tamaño, paseantes o ciudadanos). Señalas: Si el museo de Bilbao gusta mas o menos no es realmente importante, lo importante es que supone la guinda de un plan que revoluciona la ría y la hace humana . Puedo hacer diferentes lecturas de un mismo hecho, depende del punto hacia el que enfoque la mirada. La ría, con Museos o Cementerios, se recupera gracias al fracaso, más apropiado hundimiento, de la industria. La cloaca, alimentada por el Ibaizabal y otros ríos convertidos en sumideros de codicia humana, ahora no se necesita. Ahora está algo más limpia, sin humano constructor se recupera y vuelve a ser lo que era o debiera ser: flujo de agua limpia. Y será no por voluntad sino por que humano no necesita del río-ría para cloaca.

    Museo o construción estéticamente integrada es posible gracias a que previamente, desaforada actividad industrial, se han obtenido beneficios arañando humanamente ríos y montañas. La ciudad, cualquier ciudad, se alimenta de la periferia, se adorna con los bosques y las flores arrancadas de la periferia. Engorda con los diezmos de los villanos recluidos en colmenas anidas volando (libando) en nuevos Parques Empresariales. ¿Contruir ciudad? ¿Influye la arquitectura o urbanismo en la vida de ciudadanos?. Puede. Tambien un bosque (verdadero ni pintado ni en jardín municipal). Mucho que decir, mucho de que hablar, pero (opinión personal) saber que hay un trozo de bosque con camino y montaña-padre (saber que está y verlo por esta ventana) me anima, vivifica, punto de referencia que como humano necesito. Tambien cementerio mis muertos paseando con compañeros vivos (familia, amantes, amigos o enemigos).

    Otros cementerios llenos de momias fingiendo estar vivas, Museos, con sesiones de Resurreción (o inyecciones de formol y tiempo vampirizado a terceros), Patronatos de Museo, Colegios de Arquitectos, Constructores de Grandes Envoltorios de nada, de muertos podridos: Ciudad y Moda comiéndose la vida, la alegría, la luz de una periferia que agoniza. ¿Casa común? ¿Plaza pública? ¿Monolitos? Bien.

    Me pregunto si el espacio comun (urbanismo) devenido en solución para ciudad habitable justifica que millones de esclavos carecan de un espacio íntimo y personal. Espacio necesario para constrirse como humano, como cada cual necesite, sepa y pueda. No creo posible la rebelión de los esclavos, es obvio que ni tan siquiera son capaces de construir su espacio interior (por ley, por falta de información, por carecer de herramientas, por robo y estafa de su tiempo de vida …)

    ¿Quieren ciudad? Perfecto. Pero que no molesten a quienes queremos universo interior costruido a base de simples piedras (que no son nuestras y hay que devolver) donde poder oir como crece la hierba (sentado en cualquier rincón del universo). Molestar con impuestos, molestar comprando a precio de risa los tomates de tu huerta, molestar intentado adoctrinar que tu no estás en el centro donde suceden las cosas: La Ciudad de la Cultura y de las Artes. Y si unas y otras ciudades compiten por ser el Centro que lo hagan de otra forma sin guerras ni muertos. ¿Cuántos hacen falta para alimentar la codicia de la ciudad de New York? Algunos, ¿La de Bilbao? Otros pocos …

    ¿Donde arquitecto enseñando a humano a construir su espacio interior?. Lo sé, me repito como el ajo, insisto. ¿Escuela de arquitectura para espacio habitable?. O Escuela para desalojar humanos de terreno para especular, alojar humanos en colmena y ponerles jardín comunal para fingir humano feliz. Ultimo apunte, La Naturaleza tambien forma parte del espectáculo y terminarán vallando espacio natural y poniendo una entrada con taquilla y funcionario. (Visitas guiadas de 10 a 12 de mañana, pero no para sentarse en una esquina del universo y oir como crece la hierba). Con todo, texto largo y metáforas inútiles. La Moda que marca el Publicista gana, tambien la codicia de constructor, para curar sus pecados (hasta en eso son cristianos) se convierten en Grandes Benefactores del Arte y la Cultura. Hermosos Museos y fantásticas morcillas hechas de sangre anónima. Por cierto, hechas sin registro sanitario. ¿Quien pone la denuncia?
  5. raul perez cobo
    2004-12-03 13:23 ciudad-anos del mundo, perdon, quise decir del mudo…
  6. Cayetano
    2004-12-04 01:24 Suponemos que es la forma moderna la textura adecuada del escritor del siglo XXI: Ando escribiendo otro artículo usando el sistema de comentarios de Libro de Notas. Por eso necesito poner aquí este enlace . Esto es una parodia de lo que llaman net-art o arte conceptual.


LdN en Twiter

Publicidad

Publicidad

Libro de Notas no se responsabiliza de las opiniones vertidas por sus colaboradores.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons
Desarrollado con TextPattern | Suscripción XML: RSS - Atom | ISSN: 1699-8766
Diseño: Óscar Villán || Programación: Juanjo Navarro
Otros proyectos de LdN: Pequeño LdN || Artes poéticas || Retórica || Librería
Aviso legal